CURIOSIDADES CEADEA ES UN PUEBLO TRADICIONALMENTE TEJERO.

 
Entre Pueblos
ANUNCISE AQUI. INCREMENTE SUS VISITAS
   Inicio    El tiempo Teléfonos de Interés Ministerios de España   Historia de España   Pueblos más Vistos      

Peliculas de Cine
 

Inicio > Zamora > CEADEA > CURIOSIDADES CEADEA

CEADEA ES UN PUEBLO TRADICIONALMENTE TEJERO - CURIOSIDADES CEADEA


LOS TEJEROS DE CEADEA.



HISTORIA NO MUY LEJANA DE MI PUEBLO AL QUE ADORO Y QUE, TRISTEMENTE, SE ESTÁ OLVIDANDO.

Desde aproximadamente 1800 hasta 1975 era manual, siendo el trabajo de lo más duro, ya que todo había que hacerlo a mano.



La primera tarea en un tejar es cortar la leña en la primavera (abril – junio). Se arrancaban con una azada la urce y con el azadón la jara, esta se colocaba en gavillas (montones). Una persona, en un día, podía hacer 100 de estas. Para hacernos una idea de la enorme tarea, pensar que para cocer una hornada, se necesitan unas 900 gavillas.

El barro se sacaba a pico y pala del barrero. Se encontraba en filones, por lo que había que separar los 50 cm de tierra de labor que había hasta llegar a la capa de arcilla, con vetas de todos los colores.



Se cargaba en el carro el material que se pensaba gastar en el día como para hacer unas 1.500 tejas y se descargaba en la pila, donde se amasaba con agua, lo que se realizaba generalmente pisándolo con una yegua o con los propios pies. Cuando el barro cogía su temple, otro operario lo iba llevando a la era (tendal) en una carretilla con rueda de madera de roble y lo basculaba por delante, junto a la mesa, asistida por otras dos personas, donde ya se cortaban las piezas.



Uno de los artesanos, de pie, espolvoreaba en la mesa un poco de arena fina, previamente acribada, para que no se pegara la masa de barro. Cogía con las dos manos un mazacote de barro y lo aplastaba sobre el molde (gradilla) con el que se cortaban las tejas.



Le pasaba un rasero que sacaba del agua cada vez que moldeaba una y levantaba un poco la gradilla por el lado izquierdo para dejar que la otra persona metiese el "galápago" o "formal" curvado por debajo para darle forma a la teja.



Ese segundo operario la trasladaría en ese molde para depositarla en el suelo y tenderla para su secado al sol (oreo), fijando antes los bordes sobre el suelo, para que, al retirar el galápago, no se aplastase.



En el trayecto, le pasaba la mano libre, mojada en agua por arriba, para afinarla.



Así, pieza por pieza, hasta terminar el barro de la pila, que, como dije, daría para unas 1000 a 1500 tejas.

Una vez secas, al cabo de unas 10 horas dependiendo siempre del tiempo, se apilaban verticalmente bajo techo (en una muela, en el portal). Esta operación se llamaba "embrazadar" pues se recogían en brazados de entre 7 y 10 tejas.



Cuando había suficientes para una hornada, de 12.000 a 17.000 tejas, se pasaban al horno, de base cuadrada, auqnue había algunos redondos.



En general había dos hornos en cada tejar, con unas paredes de piedra anchísimas, de más de un metro, revocadas por dentro con una capa de barro para evitar la pérdida de calor.



Tenía dos espacios. El de abajo era la caldera para el fuego, de unos 2 metros de profundidad. Su bóveda formaba una red de cuatro o cinco arcos de ladrillo macizo con huecos de unos diez centímetros, con el fin de que el calor ascendiese a la parte superior o cámara donde se "encañaba" la teja para ser cocida, tras colocarla de 7 en 7 de forma vertical, en cinco "camadas", bien apretadas y sin dejar huecos.



Acto seguido, se mete leña de monte bajo (urces, jaras, escobas, tomillos, etc. ) en la caldera y se le prende fuego.



Cuando los tejeros, por su pericia, pensaban que las tejas ya estaban cocidas (unas 16 horas), se tapaba el horno por encima con una capa de sal, una capa de grana de urce y una capa de tierra mojada. Todo ello bien pisado, para que el horno quedase completamente hermético y no perdiera calorías. La puerta (bocas) quedaría sellada por ladrillos y una capa de barro. De este modo, el horno llegará a alcanzar entre 1000º a 1200 ºC.

El calor había que conservarlo durante siete días, procurando que no saliese ni gota de humo por ningún sitio, al cabo de los cuales se quitaba el barro de arriba y se habrían las puertas para sacar la mercancía.

A partir de 1975 hasta 1998, año en que desapareció el ultimo tejar, se mecanizaron ciertas tareas, que seguían siendo las mismas que años atrás, pero se sustituyó algún elemento manual y animal por máquinas.



Así, la azada para cortar leña se sustituyó por un tractor y una segadora.

El pico, la pala y el carro, se sustituyeron por una retroescavadora y un camión.

La pisada del barro en una pila, pasó a realizarse con un alimentador y una mezcladora eléctrica.

La mesa de corte manua,l se transformo es un carro cortador automático, lo que permitió pasar de 1.000 a 1.500 tejas diarias y trabajando de sol a sol, a hacer unas 6.000 u 8.000, en solo 8 horas.



Las demás labores se seguían haciendo de forma exactamente igual que en la antigüedad.

Alguna de estas labores se suelen ver el Día de la Comarca de Alba, Aliste y Tábara, la fiesta alistana por excelencia.

Este artículo lo escribo en honor a los últimos tejeros de Ceadea: Juan Pascual, Pedro y, en especial, a Teodomiro (Miro).

Ref: 5919 - Ultima modificación:02-07-2008
Añadir articulo | Reportar Error | Enviar aun Amigo/a

Volver a CURIOSIDADES CEADEA
Volver al pueblo de CEADEA
Volver a Zamora
Volver a entrepueblos.com

Otros pueblos de España: A Coruña -Álava -Albacete -Alicante -Almería -Asturias -Ávila -Badajoz -Baleares -Barcelona -Burgos -Cáceres -Cádiz -Cantabria -Castellón -Ceuta -Ciudad Real -Córdoba -Cuenca -Girona -Granada -Guadalajara -Guipúzcoa -Huelva -Huesca -Jaén -La Rioja -Las Palmas -León -Lleida -Lugo -Madrid -Málaga -Melilla -Murcia -Navarra -Orense -Palencia -Pontevedra -S.C de Tenerife -Salamanca -Segovia -Sevilla -Soria -Tarragona -Teruel -Toledo -valencia -Valladolid -Vizcaya -Zamora -Zaragoza si desea volver a la página principal de www.entrepueblos.com pulse aquí.

 
EntrePueblos.com pagina de todos los pueblos y municipios de España